Ante las amenazas de despido por hacer huelga, ¡graba y denuncia!

noviembre 6, 2012

Cuando un jefe habla contigo en calidad de empleado, es decir, como parte de una comunicación profesional, las conversaciones grabadas sin consentimiento expreso suelen ser admitidas en los juicios. Todos sabemos que antes de las huelgas muchas empresas se saltan la ley a la torera obligando a los trabajadores a comunicar si hará huelga o no (firmando una hoja en algunos casos) o incluso amenazándolos con el despido si la secundan. Ante estos casos, conoce tus derechos y empléalos de una vez para defender lo que es tuyo.

Durante estos días previos a la huelga, estate atento para grabar cualquier comunicación personal en la que pueda atisbarse una amenaza de despido por parte de tus jefes. Por otra parte, si te hacen firmar en una hoja, pide copia con un “recibí” por parte de la empresa, ya que estás en tu derecho de tener registro de todas las comunicaciones que realizas a la misma. Más tarde, si secundas la huelga y te despiden, podrás usar estas pruebas en un juicio contra la empresa por uso del despido como represión laboral. Recuerda también que en algunos casos podrás reclamar lo que te descuenten en ese día (por ejemplo, si la empresa cierra voluntariamente), así que consulta los sitios web que enlazo abajo.

Por otro lado, no olvides que uno puede hacerse inmune al despido si denuncia a la empresa ante Inspección de Trabajo por irregularidades que uno conozca. Igualmente, si promueves la defensa de los derechos de los trabajadores en la empresa registra todas las comunicaciones y campañas que hagas o recibas, pues ante un despido todo ello podría usarse como indicios de que has sido despedido ilegalmente.

Para conocer más información sobre tus derechos en el trabajo y todo lo que puedes hacer al respecto, recomiendo la siguiente web: http://laboro-spain.blogspot.com/

En cuanto a la huelga, son interesantes los artículos que tienen aquí: http://laboro-spain.blogspot.com/search/label/Huelga


El Estado de Alarma es ilegal

diciembre 7, 2010

La Ley Orgánica 4/1981, de 1 de junio, de los Estados de Alarma, Excepción y Sitio establece lo siguiente en el Capítulo II, Artículo 4:

El Gobierno, en uso de las facultades que le otorga el artículo 116.2 de la Constitución podrá declarar el Estado de Alarma, en todo o parte del territorio nacional, cuando se produzca alguna de las siguientes alteraciones graves de la normalidad:

  1. Catástrofes, calamidades o desgracias públicas, tales como terremotos, inundaciones, incendios urbanos y forestales o accidentes de gran magnitud.
  2. Crisis sanitarias, tales como epidemias y situaciones de contaminación graves.
  3. Paralización de servicios públicos esenciales para la comunidad, cuando no se garantice lo dispuesto en los artículos 28.2 y 37.2 de la Constitución, y concurra alguna de las demás circunstancias o situaciones contenidas en este artículo.
  4. Situaciones de desabastecimiento de productos de primera necesidad.

Supuestamente, el gobierno se ha amparado en el punto c, pero si nos fijamos en su redacción, veremos que tal punto no se cumple en absoluto, ya que hay una conjunción lógica (y) que no se satisface:

Paralización de servicios públicos esenciales para la comunidad, cuando no se garantice lo dispuesto en los artículos 28.2 y 37.2 de la Constitución, Y concurra alguna de las demás circunstancias o situaciones contenidas en este artículo. [El resaltado es mío].

Esto significa que para apoyarse en tal punto tendría que concurrir, necesariamente, alguna de las otras circunstancias, cosa que no se cumple ni aun retorciendo el lenguaje hasta lo grotesco. En conclusión, el Estado de Alarma declarado por el Gobierno de España sería ilegal.

Y nuestro país se precipita gustoso al autoritarismo. Que No-dios nos pille confesados.


A %d blogueros les gusta esto: